Nueva utilidad médica del grafeno: recoger información dentro del cuerpo

Investigadores holandeses han logrado colocar una placa de grafeno entre los lípidos del cuerpo y ver su evolución y trayectoria a través del cuerpo.

Es el primer paso para poder utilizar grafeno como un sensor estable dentro del cuerpo, un avance que podría tener unas funcionalidades de lo más versátiles.
alt

Las investigaciones las están llevando a cabo en la universidad de Leiden (Países Bajos). Se trata de colocar una película de grafeno en la parte superior de una capa de lípidos grasos. Ya lo habían intentado en otras ocasiones pero ahora sí ha funcionado y el grafeno se ha mantenido estable.

Lo que se pretende es que ese compuesto se desplace como los lípidos por el organismo y así utilizarlo como un sensor con el que ir recogiendo información dentro del cuerpo humano. Gregory Schneider, líder de la investigación señala que"Hemos creado una única capa de lípidos en el laboratorio y la hemos integrado con grafeno en un primer paso hacia la imitación de la membrana celular".

El grafeno es un material con una sola capa de átomos de carbono, que se caracteriza por ser extremadamente delgado, fuerte y flexible. Además, en el ámbito tecnológico posee una excelente capacidad para conducir la electricidad, así como propiedades mecánicas u ópticas, entre otras.

Es particularmente sensible y puede responder a su entorno en el cuerpo. Los investigadores señalan también que "Dada esta sensibilidad, las futuras aplicaciones para el organismo puede incluir dispositivos como biosensores y sistemas que señalan el lugar adecuado para realizar el diagnóstico".

El equipo decidió probar la posibilidad de insertar el grafeno en el interior de una capa de lípidos para proteger el material y permitir que viajase por el cuerpo sin restricciones de ningún tipo. Los lípidos son grasas que se pueden encontrar en la capa protectora de una célula, también conocida como membrana celular. "Es un método que se ya se usa con medicamentos contra el cáncer", explica Schneider. "Hemos creado una única capa de lípidos en el laboratorio y la hemos integrado con grafeno en un primer paso hacia la imitación de la membrana celular".

Fuente: La Información